EDUCACIÓN

Pese a la promesa del GCBA, otra vez un camión de mudanza para vaciar el jardín del Ramos

Desde la comunidad educativa de la Escuela Infantil 6 del DE 6 denunciaron que volvió a aparecer “un camión de mudanza llevándose materiales de la Esc. Inf. 6 DE 6 ‘Ramos Mejía’, por una puerta de emergencia trasera, nuevamente sin aviso”.



El anteúltimo día del año volvieron a encenderse las alarmas en la Escuela Infantil 6 del Distrito Escoalr 6, más conocido como el jardín del hospital Ramos Mejía. Porque pese a las negociaciones en curso y al compromiso del Gobierno de la Ciudad de no avanzar mientras dure la mesa de diálogo, otra vez un camión de mudanza irrumpió para llevarse los elementos de la institución.

“En el día de ayer lunes 30 de diciembre fue denunciado por la Comunidad Educativa un camión de mudanza llevándose materiales de la Esc. Inf. 6 DE 6 ‘Ramos Mejía’, por una puerta de emergencia trasera, nuevamente sin aviso a ninguno de los miembros que forman parte de la comunidad Educativa del Ramos”, denunciaron desde la agrupación de familias, trabajadores y docentes que defienden el espacio.

“Desde los sindicatos ADEMYS, UTE Y SUTECBA pedimos se cumpla con el acta acuerdo firmada en la reunión del 23 de diciembre del 2019 donde el Gobierno de la Ciudad se compromete a ‘No realizar la mudanza de la Escuela Infantil 6 D.E 6 Ramos Mejía’, mientras esté abierta la mesa de diálogo”, remarcaron mediante un comunicado. Y recordaron que “los representantes ministeriales se comprometieron a retomar las conversaciones a la brevedad, durante los primeros días de enero de 2020”.

“Los sindicatos firmantes sostenemos que la mudanza no es lo que la comunidad del hospital y del barrio necesitan. Se hace fundamental abrir más jardines, en lugar de trasladarlos”. Tal es la exigencia que sostienen desde hace meses, cuando el Gobierno de la Ciudad de forma inconsulta resolvió trasladar ese jardín al edificio que se está construyendo en la Manzana 66, en Catamarca y Belgrano. No sólo la comunidad del Ramos Mejía lucha por conservar un espacio dentro de la institución para preservar un derecho adquirido por las familias trabajadoras, sino que además vecinos y vecinas de la Manzana 66 exigían un jardín nuevo, con disponibilidad de vacantes. Por el contrario, el traslado implica que el nuevo edificio comenzará a funcionar con las vacantes prácticamente cubiertas. 

Días atrás, un camión de mudanza ya había irrumpido en el lugar (foto). Pero la difusión y la resistencia de la comunidad lograron frenar la mudanza. Tras ello se abrió una mesa de diálogo, con el compromiso del GCBA de no concretar el traslado mientras duren las negociaciones. Según la última denuncia, ese acuerdo no está siendo respetado.

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Larreta le disputará el liderazgo del PRO a Macri?