COMUNA 1

El Ministerio de Educación ya funciona en el Barrio 31

Mientras que los vecinos de la Villa 31 están hace siete meses sin agua, el Ministerio de Educación e Innovación porteño se mudó a un edificio ubicado en Perette y Calle 10, lindero a las nuevas viviendas (YPF).


Unos 300 trabajadores y trabajadoras del Ministerio de Educación e Innovación porteño fueron los encargados de inaugurar, ayer lunes, las instalaciones de la nueva sede de esa cartera, ubicado en la Villa 31 del barrio de Retiro. Ocuparán el último piso de este edificio, se espera que el de Educación se integre al barrio y se convierta en una referencia vecinal.
 
El nuevo ministerio es una estructura de 26.000 m2, distribuidos en siete pisos y planta baja. En esta última estará el centro de atención para el personal docente o no docente que necesite hacer trámites de jubilación o salariales o participar en capacitaciones. En cada una de las plantas hay 300 puestos de trabajo y en el tercer nivel está el comedor. Además hay dos subsuelos con estacionamiento para 124 vehículos, un salón de usos múltiples y un auditorio para 200 personas, informa Clarín.
 
La mudanza arrancó el viernes pasado, se espera que dentro de un mes todo el edificio esté ocupado en su totalidad. Para entonces, allí van a trabajar 2.200 personas. De esta manera, el personal del Ministerio se concentrará en este edificio y no estará disgregado en diferentes sedes, como ocurría hasta ahora.
 
"Es un cambio enorme, por eso pusimos a disposición de los empleados mucha información. Hicimos una encuesta de hábitos, para saber cómo viajan, desde dónde, en qué horarios y si comen afuera o traen viandas. Con estos datos estamos trabajando para que el impacto del cambio sea menor. El edificio tiene comedor", contó a Clarín la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña.
 
La mudanza también traerá aparejada una nueva modalidad de trabajo, porque el edificio posee una planta libre, sin tabiques. "Va a cambiar la forma de trabajo, pasamos de estar en edificios dispersos y llenos de paredes y oficinas a compartir un lugar amplio que exige un trabajo más colaborativo. Apostamos a un cambio cultural que no sólo está vinculado con un edificio nuevo, sino con lo que significa para la Ciudad en términos de integración", explica Acuña.
 
La idea es que la planta baja pueda ser aprovechada por los vecinos del barrio. Por ejemplo, habrá tótems para que la gente pueda abonar las cuotas de las viviendas nuevas. Estas últimas son las que se ven junto a la nueva sede ministerial y que se construyeron para mudar a quienes viven bajo la autopista Illia. Por el momento, son unas 200 familias las que se mudaron. Además, en planta baja se colocaran cajeros automáticos del Banco Ciudad. Y en el futuro, este banco construiría una sucursal en el barrio, para la que ya compró un terreno.
 
Adyacente al nuevo edificio se encuentra el Polo Educativo María Elena Walsh que comenzó su ciclo lectivo el año pasado, cuenta con Nivel Inicial, Primaria y un Centro Educativo de Adultos para que todas las mamás y los papás de los chicos y chicas que estudian también puedan terminar la escuela. También el barrio cuenta con el Jardín de infantes integral N° 10 D.E. 1 y el Centro de Formación Profesional N° 38.


COMENTARIOS



ENCUESTA

¿Larreta le disputará el liderazgo del PRO a Macri?