CIUDAD INMOBILIARIA

Con fuerte repudio dentro del recinto, se aprobó la concesión de espacios del Ecoparque

Fue una sesión distinta, con máscaras de animales en pleno recinto. Pero el rechazo de militantes ambientalistas y animalistas no alcanzó. El oficialismo y aliados lograron la aprobación de la medida que autoriza la concesión de edificios históricos del exzoo de Palermo.



Con militantes ambientalistas con máscaras de animales y carteles contra el “Ecofraude” dentro del recinto, se aprobó en la sesión ordinaria de este jueves en la Legislatura porteña la autorización para que la Ciudad concesione el uso y explotación de edificios y espacios del exzoo de Palermo. Hubo 42 votos a favor (Vamos Juntos, Evolución y Mejor Ciudad), 15 en contra (Unidad Ciudadana, Partido Obrero, Bloque Peronista y Autodeterminación y Libertad) y una abstención (GEN).

La medida autoriza “al Poder Ejecutivo a concesionar y/u otorgar permisos de uso y explotación de los edificios denominados ‘Pabellón de las Fieras’, ‘Acuario/Caballerizas’ y ‘Reptilario’ por una extensión de 2700, 3500 y 400 metros cuadrados respectivamente, por un plazo de hasta 20 años” y “a concesionar el uso y explotación de nuevos espacios, cubiertos o descubiertos” con la condición que “los nuevos espacios, cuyo objeto sea ser concesionados, no podrán superar el 3% de la superficie total del predio”.

Durante el debate, el presidente de la Comisión de Políticas de Integración y Promoción Social, Gabriel Shaonero, dijo: “Hemos escuchado a los vecinos, especialistas y ONG en distintas instancias, la ley original ha sufrido una enorme cantidad de modificaciones y lo que se buscó reflejar es la importancia del bienestar animal”. Además resaltó que se tomaron “las sugerencias que nos han hecho, es así que pasamos de concesionar 21 edificios, a sólo permitirlo en 15”.

Por el contrario, la presidenta de la Comisión de Espacio Público, Lorena Pokoik (UC), advirtió que “el proyecto se ha empeorado, quienes participaron de la audiencia pública dieron argumentos sólidos e hicieron grandes aportes para modificar la norma” e insistió en que “restringe a la ciudadanía, ya que va a tener un arancel, aunque va a ser gratuito para visitas escolares y jubilados, pero no hablamos de un ingreso irrestricto”.



“El proyecto es una verdadera vergüenza, cualquier diputado que se tome el trabajo de leer las expresiones que hizo la población en la audiencia pública tendría que levantarse y no votar esta iniciativa”, enfatizó por su parte, el trotskista Gabriel Solano. Y remarcó: “Cien personas participaron de la audiencia y todas lo rechazaron, no hubo ninguna expresión a favor”.

A su turno, la peronista Silvia Gottero recordó los recientes casos de muertes de animales: “Se nos murió una jirafa, un rinoceronte y un oso polar, ¿no será el estrés? ¿No serán las obras que se están haciendo ahora? ¿Por qué se nos están muriendo los animales?”. Señaló también que la medida votada no contempla la situación de los más de 200 trabajadores del exzoo.

“Es una nueva privatización y es peor que la concesión que ya existía, hay tres manzanas que pasan a ser privatizadas completamente, en un edificio histórico van a poner un McDonald’s; el resto de la zona va ser privatizada también, que los chicos que van a las escuelas públicas puedan acceder a un espacio público no es un regalo, no garantizan ningún derecho”, cuestionó Patricio Del Corro. “Están esperando a que se mueran los animales, con las obras en la cabeza, para despedir a los trabajadores que quedan”, alertó.



Leé más: Cuando el afán privatizador mata animales.

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Estás de acuerdo con que el Estado subsidie a la Iglesia católica?