EMERGENCIA SANITARIA

Otro día de caos de tránsito pese a los carriles exclusivos para personal de la salud y trabajadores esenciales

En los accesos habilitados, el carril izquierdo está destinado al personal de salud y seguridad, mientras que el central se usa para autos particulares con la debida autorización para circular. Por el carril derecho pueden transitar camiones y colectivos. Sin embargo, se registran demoras en los puentes Alsina, La Noria y Pueyrredón. También en la Autopista Buenos Aires - La Plata.



Las medidas se toman día a día, y las modificaciones de esas medidas, también. Luego de un primer día hábil con accesos mayoritariamente cerrados a la Ciudad de Buenos Aires, que se tradujo en caos de tránsito y demoras imposibles, el Gobierno porteño estableció carriles exclusivos a partir de hoy en algunos ingresos al ámbito capitalino, para uso de los 250 mil trabajadores de la salud, seguridad , comunicadores y abastecimiento autorizados a circular.

En estos accesos, el carril izquierdo está destinado al personal de salud y seguridad, mientras que el central se destina para autos particulares con la debida autorización para circular. Por el carril derecho pueden transitar camiones y colectivos. Pese a las medidas, se registran importantes demoras en los puentes Alsina, La Noria y Pueyrredón. También en la Autopista Buenos Aires - La Plata.

El personal de sanidad y seguridad también puede ingresar y salir de la Ciudad por todos los puntos habilitados, ya sean los destinados a transporte público, camiones, o de uso general, si bien tendrán prioridad por el carril izquierdo.

Al mismo tiempo, con esta medida se amplía la cantidad de accesos para el tránsito pesado para facilitar el abastecimiento. Entre ellos, el puente Victorino de la Plaza (puente entre Pompeya y Puente Bosch, que da acceso desde Provincia a la avenida Vélez Sarsfield, luego Entre Ríos y luego Callao). Aunque el martes se encontraba habilitado únicamente para el transporte público a partir de este jueves se suma el permiso para camiones.

Para mayor fluidez en Puente Pueyrredón –que ayer se vio desbordado-  el operativo de control se desplazó 1500 metros para permitir una mejor distribución del tránsito (camiones-transporte público-vehículos particulares) y mejores maniobras.

Ayer el control se ubicó arriba del Riachuelo, a partir de este jueves se corrió 1500 metros para ubicarse antes de llegar a la Av. Suárez.

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Larreta le disputará el liderazgo del PRO a Macri?