POLÉMICA

La limpieza de la Ciudad tras las marchas, un negocio millonario para empresas amigas del Gobierno

Una compañía vinculada a la fundación de Gabriela Michetti y al Grupo Macri quedó a cargo de los arreglos en Plaza de Mayo y Congreso tras las recientes protestas. En los últimos seis años, esa firma obtuvo casi 1200 millones de pesos por obras y servicios de mantenimiento en territorio porteño.



El aumento de las manifestaciones de protesta representa un dolor de cabeza para el oficialismo, pero también un negocio millonario para las empresas amigas el Gobierno. Tras las recientes marchas por Santiago Maldonado y contra la reforma previsional, el Ejecutivo porteño salió rápidamente a anunciar lo mucho que costaría la puesta en valor de los sitios dañados durante los reclamos. Lo que no dijo fue que la asignación de esas tareas tuvo como principal beneficiaria a una compañía que fue sponsor de la Fundación Suma de la vicepresidenta Gabriela Michetti y compartió el paquete accionario de Autopistas del Sol con una firma del Grupo Macri.

Se trata de Zona Verde, una Unión Transitoria de Empresas (UTE) conformada por Urbaser Argentina y Seob SA., que en los últimos seis años obtuvo casi 1200 millones de pesos por obras y servicios de mantenimiento de espacios verdes y arbolado urbano en distintas zonas capitalinas. El dato fue revelado por el periodista Gustavo Sarmiento, en el diario cooperativo Tiempo Argentino. El Ejecutivo porteño le encomendó  a esa empresa las obras de limpieza tras la marcha en reclamo por la aparición de Santiago Maldonado por 2,5 millones de pesos.

Esa UTE estuvo mencionada entre las 30 contratistas de la Ciudad que sponsorearon a la Fundación Suma de la vicepresidenta Gabriela Michetti. Pero además, sus nexos llegan hasta el presidente Mauricio Macri: Urbaser Argentina era hasta fines de 2016 propiedad de ACS, la constructora española que es accionista de Autopistas del Sol. Es decir que fue socia de SIDECO Americana, la compañía de la familia Macri que recién vendió su participación accionaria en mayo de 2017.

Ante un pedido de información pública realizado por Tiempo Argentino, Ariel Iasge -director general de Espacios Verdes del Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño- respondió que las tareas para "arreglar" la zona de Plaza de Mayo post marcha a un mes de la desaparición de Santiago Maldonado consistieron en la "parquización, nivelación del terreno, reposición y reparación de mobiliario urbano; cuadrillas de limpieza con equipos especializados y vehículos de traslado para la limpieza de paredes y fachadas de los inmuebles que fueron vandalizados". Todas estas tareas demandaron $ 2.547.348 y "fueron ejecutadas por la empresa Zona Verde, adjudicataria de la Zona G de la Licitación Pública Nº1463/14 por el 'Servicio de Mantenimiento Integral de las Áreas Verdes dependientes del Ministerio de Ambiente y Espacio Público'".

En total, siete empresas se dividen 15 zonas de la Ciudad para el "Servicio de Mantenimiento Integral de las Áreas Verdes". La de Plaza de Mayo es la "G", por la que originalmente Urbaser y Seob recibieron en 2014 unos $ 47.412.244. También se quedaron con la Zona F por 30,8 millones; la zona K por $ 41,7 millones; y la Zona N por $ 37,4 millones.

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Larreta le disputará el liderazgo del PRO a Macri?