OCURRIÓ EL PASADO JUNIO

Dos policías de la Ciudad robaron y mataron a un matrimonio en Parque Avellaneda

Era la zona que solían patrullar los efectivos por lo que se cree que aprovecharon de la confianza generada con los vecinos. El crimen fue cometido el pasado 11 de junio contra Alberto Antonio Chirico, de 71 años, y María Delia Speranza, de 63.

Una vez más la Policía de la Ciudad se vuelve noticia por un abuso de poder. Esta vez, se trata de Sonia Soloaga y Diego Pachila, ambos pertenecientes a la comisaría vecinal 9C y que son pareja. Los oficiales ingresaron al domicilio de Alberto Antonio Chirico, de 71 años, y María Delia Speranza, de 63, y los asesinaron a balazos en su casa del barrio porteño de Parque Avellaneda en junio pasado.

La detención de los policías se produjo por la orden de la jueza Vanesa Peluffo, del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 63, y tras una investigación de la fiscal Estela Andrades y de la División Homicidios de la Policía Federal Argentina. Los efectivos fueron acusados de "robo y homicidio criminis causae", es decir, matar para ocultar otro delito y lograr la impunidad, que prevé una pena de prisión perpetua.

La clave para desentrañar el caso fue una denuncia que realizó la mujer policía. Soloaga se presentó en la comisaría de la comuna 7 y denunció el robo de $300 mil y su arma reglamentaria. También informó que había disparado dos veces contra los supuestos ladrones, la misma cantidad de tiros con los que mataron al matrimonio Chirico.

Sin embargo, uno de los investigadores explicó: "No hubo ni un testigo de ese asalto, nadie que escuchara esos dos balazos y tampoco encontramos un video que constate que ese robo existió". Y agregó que "hubo un detalle" que conectó esta denuncia con la causa del doble crimen y por eso la mujer policía comenzó a ser investigada y luego fue detenida junto al otro policía.

Desde el Ministerio de Justicia y Seguridad porteño dijeron que desde el inicio de la investigación colaboraron para poner a los imputados a disposición de la jueza y para allanar ayer la comisaría 9C, donde de desempeñan los acusados. Frente a esto, la Oficina de Transparencia y Control Externo de la Policía de la Ciudad pasó a ambos efectivos a disponibilidad y les abrió un sumario administrativo.

La principal hipótesis de los investigadores es que el doble crimen fue durante un robo de dinero, ya que todos los ambientes de la casa del matrimonio estaban revueltos, aunque no se llevaron celulares, computadoras, electrodomésticos, ni unas guitarras que había en el lugar.

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Larreta le disputará el liderazgo del PRO a Macri?