RECLAMO

Aeroparque: tensión entre taxistas y policías por el aumento de tarifas prefijadas

Los choferes de taxi denunciaron que el incremento por "factor de congestión", del 18 al 29%, no se aplica correctamente. Hace instantes hubo forcejeos y ahora se realiza una asamblea de choferes para definir cómo continúa la medida de fuerza.



Desde esta mañana, los taxistas de la Ciudad realizan una protesta en el Aeroparque Jorge Newbery en reclamo a la aplicación del nuevo aumento en las tarifas prefijadas ya que no la consideran correcta. La Policía de Seguridad Aeroportuaria se hizo presente con su infantería y se encuentran rodeando el ingreso a Aeroparque, mientras que los taxistas evalúan cómo continuar la protesta.

La concentración se realizó hoy ya que comenzó a regir el “Factor de Congestión” que consiste en cobrar el tiempo que el auto estuvo parado por embotellamiento y otras circunstancias del tránsito. Así lo determinó el Ministerio de Transporte e incrementó el cuadro tarifario de los taxis que sean tomados en el ámbito portuario y aeroportuario de Jurisdicción Nacional y en la terminal de micros de Retiro. Entonces, la tarifa desde hoy aumento de un 18 a un 29 %.

La medida del gobierno responde a un reclamo de taxistas sobre el cálculo de la tarifa prefijada que regía en los tótems del aeropuerto a las que no se le aplicaban los costos adicionales por congestiones en el tránsito, por lo que el precio que indicaba el ticket resultaba inferior al que reflejaba el taxímetro al finalizar el viaje.

Sin embargo, los taxistas insisten que la medida no se aplica correctamente. "Se habían comprometido a hacer una variación en los tótems. Le iban a poner un 'factor de congestión' que no se cumplió. Hay diferencias demasiado grandes y absurdas", sostuvo Sergio, uno de los taxistas en diálogo con el canal de noticias C5N.

Cerca del mediodía creció la tensión y la policía arrojó gas pimienta contra los manifestantes, que intentaban cortar la avenida Costanera. 

COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Estás de acuerdo con que el Estado subsidie a la Iglesia católica?